Metonimias y sinécdoques

Entro en el Paco pasada la hora de las brujas. El personal es variopinto.  En la barra, un tipo con gafas de pasta, camisa hawaiana y patillas algo difusas, exige copas al currito. Este, dado el deplorable estado de aquel, se niega a servirle más alcohol y el beodo rompe el cristal contra el aluminio, por lo que es expulsado del Paco por los gorilas.

A la aurora siguiente, cuando espero el transporte en Callao para ir a ganarme el pan, veo al mismo tipo durmiendo en un reposaculos de la estación. En tierra su calzado y en sus extremidades inferiores unos cubrepies agujereados por los que asoman ambos dedos gordos. Los demás procuran mantenerse alejados del sujeto y murmuran sobre él.

Relato perteneciente a mi proyecto: Ejercicios de estilo.

Resto de ejercicios pinchando aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s